miércoles, 10 de octubre de 2012

La Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico y Cultural reedita la Guía del Patrimonio Arqueológico de Gran Canaria

Guía del Patrimonio Arqueológico: Continuidad y actualización.
La Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico y Cultural reedita la Guía del Patrimonio Arqueológico de Gran Canaria. Sin embargo, esta tercera edición de la Guía arqueológica de Gran Canaria no se limita a una reimpresión de aquella que vio la luz por vez primera en 2001.

Según se informa desde la Consejería, “esta obra ha seguido mejorando y creciendo al mismo ritmo que se incrementa el conocimiento y aprecio de la población por su patrimonio arqueológico. Por estas razones se han sumado al texto nuevos yacimientos y se ha actualizado la información concerniente a otros, incorporándose todos los datos novedosos aportados por la investigación arqueológica. Un particular protagonismo se ha querido dar a las dataciones obtenidos para algunos de los yacimientos incluidos en esta obra, pues enrique sustancialmente la perspectiva de su visita. Saber, por ejemplo, que el Maipés de Agaete funcionaba como cementerio desde el siglo VII d.C. o que los antiguos canarios ya habitaban la Montañeta de Moya en el s. VIII d.C. permitirá ver con otros ojos la huella de ese pasado compartido.

Además, se ha subsanado en parte una deuda pendiente con la denominada “arqueología histórica”, es decir, todas aquellas evidencias arqueológicas fechables con posterioridad a la conquista castellana de la isla. Intervenciones como las desarrolladas en los castillos de La Luz o en el de Mata, el solar norte de la Catedral o el Ingenio azucarero de las Candelarias justifican de pleno su incorporación a esta Guía. Han abierto nuevas puertas a la historia de Gran Canaria de los siglos XVI al XIX, hasta el punto que hoy podemos mirar a nuestros centros históricos como auténticos yacimientos arqueológicos. A la par, la recurrente localización de estos bienes en espacios urbanos ha favorecido que el patrimonio arqueológico se haya convertido, más aún, en paisaje cotidiano de la ciudadanía y que, por su parte, la administración haya incrementado las medidas preventivas destinadas a garantizar la protección de unos bienes que no siempre resultan fácilmente perceptibles.”Imagen de cabecera: Terracota de rostro humano con rasgos negroides recuperada del ingenio azucarero de Las Candelarias, Agaete.


Excavando en La Guancha-El Agujero, Gáldar.


Entrada del sol por el techo de la cueva de Risco Caído, Artenara.
Fuente y más información : http://www.estodotuyo.com/2012/10/10/guia-del-patrimonio-arqueologico-continuidad-y-actualizacion/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada